26 jun. 2012

Madurando

Han pasado muchos años desde que papá y mamá se divorciaron. Yo era pequeño aún, y aunque entendía lo que estaba sucediendo, me dolía mucho cada vez que papá me decía que iba a venir a buscarme..., y después no aparecía. Es verdad que cuando me llevaba a su nueva casa, me prometía cosas y me dejaba hacer todo lo que yo quería, incluso todo aquello que mamá siempre me había prohibido (yo sabía que no estaba bien pero ¿qué?, quería hacerlo y punto; y papá me dejaba). Eso sí, las promesas acababan siempre de la misma manera: como si nunca él hubiera dicho nada al respecto; algo así como cuando me dijo que me llevaría a Manzaneda a ver la nieve... Según él, durante tres años consecutivos no cayó un copo de nieve en la estación invernal. Al final, acabé dándome cuenta del engaño.


Es verdad que han pasado muchos años desde entonces, pero es mi padre, y me gustaría que alguna vez recordase mi cumpleaños o me hiciese algún regalo por Nochebuena. Me prometió que pondría mi teléfono móvil a mi nombre en cuanto yo fuese mayor de edad; han pasado ya tres meses desde ese día... y no he vuelto a saber nada de él. Mamá me ha regalado una blackberry y ella sí la ha puesto a mi nombre (hasta va a darme el dinero para pagar cada mes mientras yo siga estudiando y no tenga trabajo; bueno, con un límite, claro, pero ¡es genial!).

Y es que aquel día algo debió pasar, no sé... Papá siempre terminaba haciendo llorar a mamá, incluso después de haberse divorciado; más aún, incluso después de él haberse vuelto a casar... Mamá no; ni siquiera ha tenido novios; se ha pasado el tiempo cuidando de mí y de mi hermano.

Aquella tarde, mamá no quiso hablarle por el teléfono. Yo la entiendo. Me dijo que le contase lo que había pasado, los problemas que tuve con aquellos gamberros... Él ya lo sabía y, como es habitual, se empeñaba en darle órdenes a ella para que actuase según lo que él decía para arreglar los papeles de la denuncia y que todo saliese bien. Pero ella..., no sé...; al final me pidió que hablase yo con papá, pues yo sabía todas las cosas que estaban pasando, así que lo hice. Papá volvía a insistir, incluso chillaba tanto que ella podía escucharle. Así que terminé de contarle todo. En la última frase, él se calló; un poco después me prometió que me llamaría el día del juicio para saber cómo terminaba aquello, y se despidió. Pero ya no volvió a llamar. Hace dos meses y medio que fué el juicio, ya pasó y terminó bien, sin embargo papá no volvió a ponerse en contacto con nosotros. No sé..., sólo recuerdo que la última frase que le dije fue:

- Eso no hace falta, papá. El amigo de mamá lo solucionó todo y eso que tú dices que hay que hacer, ya no hace falta.


34 comentarios:

  1. Hola amigos:

    Siento que es necesario vivir para poder escribir, y en esta etapa de mi vida necesito dar prioridad a eso: a vivir. Escribo cuando puedo, y cuando la vida me va llevando a ello. Pero no me olvido de vosotros.

    Muchas gracias por los mensajes, por las visitas, por los comentarios...

    Es el primer año en muchísimos años..., que no escribo en la Noche de San Juan, Noite Meiga...

    Os invito a leer “Madurando”, recién escrito y recién subido al blog.

    ¡Biquiños!

    Carmen

    ResponderEliminar
  2. una vez leí que los hombres después de un divorcio se desentienden de los hijos que formaron en aquella familia ya rota para tratar de desligarse emocionalmente de la mujer que amaron y que, en algunas veces, siguen aún interesados en ella hasta que el paso del tiempo lo da todo por terminado a su manera.
    algunas cosas no deberían suceder, pero así es la vida.
    besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, Draco, así es la vida...
      ¡Biquiños!

      Eliminar
  3. Me dejas mudo, Carmen, no sé qué decir...
    Me es más fácil comentar un texto de ficción, pero cuando aparece la verdad al desnudo, es como si nunca hubiera aprendido a escribir.
    Los divorcios suelen acarrear muchos males, pero hay un límite y ese límite son los hijos. Puedes llevarte muy mal con tu ex esposa, pero las obligaciones de padres corren por otra vía.
    Como bien dice Draco, algunas cosas no deberían suceder.
    Un beso enorme.
    HD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Humberto.
      Dices que te dejo mudo, y yo, mientras, estoy en "modo intermitente": a veces más animada, a veces mucho menos. Hoy, al menos, me he sentido con fuerzas para responder en este post. Esta temporada están pasando muchas cosas, y una de ellas es que estoy dedicando mucho más tiempo a mis chicos, que están en un momento en que lo necesitan. No comento más; entre el post y ésto, tú sabrás entender algunas cosas.
      Un fuerte abrazo para tí.
      Biquiños!
      Carmen

      Eliminar
  4. Un texto duro y cruel, pero desgraciadamente se repite en muchos hogares.
    Los hijos terminan sufriendo las desavenencias y malos entendidos de ruptura y el fracaso.
    Aunque como tu título bien dice terminan madurando y ¡a veces antes que los padres!.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juglar.
      Es duro que los hijos tengan que madurar antes que los padres, no debería ser así. En el peor de los casos, pienso que sería bueno que al menos madurasen todos a la vez; ya digo: en el peor. Es muy triste que no siempre tengan un modelo, un ejemplo claro por el que guiarse.
      Otro abrazo para tí.
      ¡Biquiños!

      Eliminar
  5. Dificil entrada y dificil infancia....
    Cuantas cosas debían evitarse y creo que no hay nada más bonito que una tarde en Manzaneda haya nieve o no y yo he pasado muchas alli.
    Bicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Sidrina!
      Sí, es cierto lo que dices sobre que hay muchas cosas que deberían evitarse. Pero no siempre es fácil, sencillo o factible cuando se trata de temas que incumben a más de una persona. Por ejemplo ¿cómo puedes hacer entender a un hijo que el padre o la madre, que él adora, está en realidad desentendíendose de ese hijo de manera muy sutil? No se le puede hablar en contra de sus progenitores y a veces hay que tragar saliva muy amarga viendo lo que ocurre y sintiéndose con las manos atadas cuando desearías simplemente decir un par de palabras para destaparlo todo... y no las dices porque también sabes que eso le dolerá aún más...
      Un abrazo.
      ¡Biquiños!

      Eliminar
  6. cada día estoy más convencida que procrear y tener hijos son dos cosas bien distintas. El niño aprenderá a vivir sin su padre biológico, no me cabe duda, tiene el cariño de su madre y una vida por delante

    besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Maslama!
      Sí, aprenderá; con dolor y amargura, pero yo también estoy segura de que aprenderá.
      ¡Biquiños!

      Carmen

      Eliminar
  7. Cosas de la vida...

    cuan importante es la presencia de un padre en nuestras vidas, yo lo sé, porque nunca la tuve.

    Querida Carmen, te dejo mi siempre abrazo, esperando estés bien.

    Lindo fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mayra!
      No sé qué será peor, si no tenerlo, o que el que uno tiene no se comporte como tal y no sea siquiera un ejemplo que poder seguir.

      Cuidate mucho ¿si?

      ¡Biquiños!

      Eliminar
  8. Mi querida Carmen, me has hecho saltar varias lágrimas... varias, Ay! Algunos hechos y situaciones que describes, lamentablemente, los he vivido. Escuché muchas promesas que jamás se cumplieron y a pesar de los años transcurridos no puedo olvidarme de las caritas de mis hijos mientras "esperaban" en vano. Se lo que es ser una madre que debió ocupar todos los roles intentando cubrir "esos huecos" producidos...

    Conmovedor relato, amiga!!! Escribirás más espaciadamente, pero cuando escribes... Uffffff ¡Cómo lo haces! Un MUY fuerte abrazo, sigue dándole prioridad a todo aquello que te haga sentir bien y cuidate mucho!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Diana!
      Esas caritas no se olvidan nunca, ni sus llantos escondidos, ni sus rabias contenidas, ni la sensación de impotencia ante algo tan cruel para ellos.
      En cuanto a lo de escribir, tal y como estoy me cuesta bastante. Pero cuando siento algo dentro, de esa manera tan especial como aparecen ciertos sentimientos que pujan por salir de una forma o de otra, tengo que escribir y lo hago; no sé si bien si mal..., pero es así.
      Y me cuido, Diana, porque estoy deseando recuperar esa parte de mi que en estos meses parece haber desaparecido. Pero yo sé que en algún lugar tiene que estar, y que volverá. Y volveré.
      ¡Biquiños!

      Eliminar
  9. ...o desencanto dos fillos é descubrir que un dos seus proxenitores,(nai ou pai), non cumpren nin tan sequera con esas promesas esperadas con tanta ilusión.
    Por suposto estou dacordo coa mensaxe pero restándolle influencia ao rol do pai no desenrolo do nen@, pois se lle dámos demasiada importancia é coma dárlle a razón aos que pensan que unha parella do mesmo sexo non poden educar unha criatura...
    En fin, nas edades máis sensibles da vida, os pais, (e nais), moitas veces non son conscientes do dano que poden estar a facer aos que, se supón, deben protexer.
    Só dicir que as criaturas son un pouco fillos de todos e doe saber que sofren.
    Saúdos, e perdoa por saírme un pouco.
    PD. Xa pasei polo enlace..grazas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jujobaca!
      Entendo e comparto a túa opinión sobre os roles que indicas. O escrito tendría o mesmo sentido no caso de parellas diferentes; elexín unha, pode que a mais convencional, pero iso non é relevante.
      E non teño nada que perdoar; ó contrario, teño que agradecer o teu paso polo blog e o teu comentario.
      ¡Biquiños!
      Carmen

      Eliminar
  10. Y que se le va a hacer? Los padres no tienen ese lazo invisible como lo tenemos las madres, para ellos - no todos- si te vi no me acuerdo.



    Cuidate mucho Carmen, un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Linda Flor!
      Como bien dices: no todos. Pero eso mismo ocurre algunas veces con algunas madres también. Hay de todo...

      Cuidate tú también!!

      Un abracito cariñoso para La Bella.
      ¡Biquiños!

      Carmen

      Eliminar
  11. Desde aquí no puedo entrar al link que me mandaste pero prometo pasar al rato


    Cuidate mucho, espero pronto te recuperes.


    Un beso.

    ResponderEliminar
  12. Vengo del blog de Cecy
    Me ha encantado el tuyo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Recomenzar, bienvenida! Me alegra que te haya gustado el blog. Acabo de pasar por el tuyo; volveré a leer en él con más calma.
      ¡Biquiños!

      Eliminar
  13. Carmem,

    Aproveito a oportunidade para manifestar meu apoio e solidariedade pelo momento difícil que passou...Vou acompanhando seus escritos com atenção...
    Um grande abraço!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Moisés!
      ¡Muchísimas gracias! Recibe también un fuerte abrazo.
      ¡Biquiños!
      Carmen

      Eliminar
  14. Por desgracia cada vez ocurre con más frecuencia los casos de divorcios en que uno de los dos se desentiende de su papel de padre / madre .
    Personas que decían querer mucho a sus hijos o por su comportamiento hacia ellos es lo que parecía ... y de un día para otro obran como si no los tuvieran .
    Por más que me lo planteo no lo entiendo ... mis hijos están pasando por ello .
    Fui una hija abandonada por mi padre .
    Las circunstancias hacen que maduren a pasos agigantados .
    A veces no exteriorizan el dolor que sienten por dentro ...
    Mucho ánimo
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto, Elena: a veces los hijos no exteriorizan lo que sienten quizá porque no saben muy bien cómo reaccionar.
      Un abrazo.
      Biquiños!

      Eliminar
  15. Qué dificil situación carmen...las madres creo que ante la llegada de los hijos...nos quedamos sin vida jajajjajaja nuestra vida son ellos por y para siempre y todo lo que hacemos es para ellos. Los padres...sonnnn distintosssssssssssssssssssssssss jajajjajajaj.No,es verdad,generalmente,son muy distintos a nosotras.Su vida no la hipotecan como nosotras...aunque tendríamos muuuucho que debatir,somos distintos.
    Millll besitossss.¿estas bien????????

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Midala.... Ya ves que he tardado mucho en responder. Estoy mejor, aunque he pasado unos meses complicados.
      Sobre los padres y madres, decir que hay de todo y que sí, que problablemente seamos diferentes ( y es lógico )
      ¡Biquiños!

      Eliminar


  16. Que en el día del Carmen, la primera aurora te regale un emotivo manojo de sonrisas, para que tu rostro sea el fiel reflejo de la felicidad todos los días del año!!

    ¡¡Felicidades en el día de tu onomástica!!

    Atentamente
    María del Carmen


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con más de un mes de retraso, María del Carmen, te agradezco la felicitación. Siento no haberte felicitado a tí en aquel momento, pero sabes que e deseo todo lo mejor.
      Un abrazo!
      Biquiños...

      Eliminar
  17. Deseo que estés bien de salud.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Linda Flor.
      ¡Biquiños!

      Eliminar

Si alguna vez te has quedado mirando a la luna, o a las estrellas, tú también tienes algo que comentar...
Y si no lo has hecho, nada te impide escribir un pequeño comentario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...